Ir al contenido principal
Campaña_Acopio_Medicamentos_Caducos_Desuso_Medio Ambiente

Inicia Unidad Otay campaña permanente de acopio de medicamentos caducos y en desuso

Buscan reducir su impacto en el medio ambiente.
Campus
Tijuana
31 de Julio de 2017

Como parte de la campaña de responsabilidad ambiental, la Unidad Universitaria Otay, a través del Departamento de Planeación e Imagen Institucional en conjunto con Singrem (Sistema Nacional de Gestión de Residuos de Envases y Medicamentos A.C.), inició en junio con la colocación de contenedores de medicamento en puntos estratégicos como Vicerrectoría, Facultad de Ciencias Químicas e Ingeniería (área de Biofarmacia) y en la Facultad de Medicina y Psicología.

El propósito de esta campaña es invitar a la comunidad Cimarrona a identificar en su hogar aquellos medicamentos vencidos, o bien, ya no usen por haber terminado algún tratamiento. La finalidad es evitar que los medicamentos sean tirados a la basura, se desvíen al mercado ilegal o sean desechados a través de la red hidrosanitaria, pues constituyen un peligro para el medio ambiente al entrar en contacto con los suelos o agua.

Los medicamentos se consideran contaminantes orgánicos emergentes y pueden ocasionar riesgos medioambientales y sanitarios al ser depositados en basura doméstica o en la rede hidrosanitaria y pluvial. Dañan la flora, la fauna, contaminan ríos, mantos acuíferos y océano. Por esta razón, es importante que los residuos sean depositados en los contenedores de Singrem, lo que garantiza que serán completamente destruidos bajo  criterios y prácticas ambientalmente adecuadas.

Ningún medicamento puede ser reciclado o reutilizado, una vez que ha caducado, los restos y sus envases, deben ser destruidos. Al ser depositados en el contenedor seguro Singrem, son sometidos a procesos físicos de trituración y posteriormente son transportados para su destrucción final con un prestador de servicios calificado para este fin en hornos de cemento o tratamientos térmicos y por último se emite un certificado de destrucción.

Es muy importante  señalar que en los contenedores se pueden depositar únicamente medicamentos, caducos o no; medicamentos que no necesiten (sobrantes de tratamientos), cajas de medicamentos, envases vacíos o con resto. No se puede depositar agujas, gasas, pilas, productos químicos, termómetros, jeringas, equipo para venoclisis, pañales, etc.

“Se realizó el contacto con la organización a partir de que se corroboró que cumplen con todos los requisitos de disposición ambiental adecuada de los residuos; esperamos extenderlo conforme a la respuesta de la comunidad y abarcar todo el Campus, que UABC lo adopte”, comentó el maestro Guillermo Navarro Vázquez, Responsable de Gestión Ambiental y Proyectos de Imagen.

Cabe destacar que Singrem  es una Asociación Civil que surge en 2008 por iniciativa de la industria farmacéutica para atender de manera responsable la problemática que generan los medicamentos caducos con base en la Ley General para la Prevención y Gestión de Residuos, actualmente en vigor. Cuentan con un plan de recolección periódica de los residuos, y asegura su destrucción final a través de terceros autorizados, cumpliendo con la regulación aplicable por la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat).

Ver más Notas